martes, 15 de diciembre de 2015

No interiorices las ofensas de los demás, sonríe y sigue adelante





Estamos hechos en una gran parte de lo que los demás dejan en nosotros: de lo que permitimos que se pose en nuestro interior y de lo que decidimos que no tiene que estar más tiempo que lo que ocupó de tiempo de reloj.Nos enseñan a defendernos, también a amar, pero a veces se olvidan de inculcarnos el sabio placer de ignorar. Es por ello que en ocasiones nos movemos en parámetros peligrosos y absolutistas: fue malo o bueno, desastroso o maravilloso…cruel o bondadoso.
Esta forma de analizar la realidad nos juega muy malas pasadas porque saber tolerar la ambigüedad de lo que pasa en nuestras vidas es el primer paso para fluir y que el mundo no se vuelva una lucha constante y agotadora. Los demás no están constantemente pensando en quiénes somos y cómo nos sentimos. Cada uno está ocupado en su lucha que a veces no es la nuestra.
Es por ello que nos debemos dar una oportunidad de vivir más ligeros y apasionados en el presente. No interiorices las ofensas de los demás: sonríe y sigue adelante. Date un respiro a ti mismo y una lección a los demás.
No interiorizar es saber vivirNo interiorizar todo lo que nos pasa es mirar como un espectador lo qué quizás no seamos capaces de tolerar como único y sufrido protagonista. El mundo está envuelto en batallas y tenemos que ser inteligentes en elegir cuál es la nuestra y cuál es la de los demás… solo manteniendo tu espíritu limpio puedes ayudar en algo al resto.
 -------------------------------------------------------------------------------------------- 
“Sé amable. Cada persona con la que te encuentras está librando su propia batalla”   -Platón-
--------------------------------------------------------------------------------------------------------- 
Si tuviéramos que tomar en serio cada ofensa que los demás quieren hacernos estaríamos mucho más rotos que enteros. Asumir que existen personas que jamás sentirán empatía por nuestra situación ni por nuestra lucha nos abre un esperanzar camino:poder elegir a nuestros aliados espirituales con mayor rapidez, sin resentimiento y sacando el mayor disfrute vital de su compañía.
No interiorizar las ofensas no quiere decir ser ciego a ellas. Lo que nos hace daño es automático, nosotros no damos permiso al dolor emocional para que nos lastime o no… de la misma forma que no podemos evitar que al rozar un plato ardiendo nuestra mano se retire por el reflejo de calor y dolor físico.

Pero si somos capaces de saber retirar la mano a tiempo cuando existe riesgo de quemarnos… ¿Por qué entregas a veces tu mente y alma a las llamas del resentimiento y de la ofensa?, ¿por qué no asumir que sentirnos ofendidos y dolidos es normal, y en cambio seguir instalados ahí es peligroso?

 No interiorizar es dejar de ser susceptibles para ser inteligentes
No interiorizar las ofensas no te convierte en un ser insensible, frío o cruel. Es simplemente no dar placer y gusto a aquellas personas que en realidad, quisieron lastimarnos y darnos a nosotros mismos la capacidad de olvidar lo que en nuestro interior es solo un estorbo.

No interiorizar las ofensas es dotar a nuestro cerebro de mayor avidez y prevención para futuras situaciones desagradables… y dotar a nuestra alma de fortaleza y determinación para poder enfrentarlas
--------------------------------------------------------------------------------------------

.“Elige bien tus batallas, a veces estar en paz es más importante que tener la razón”
 --------------------------------------------------------------------------------------------
En ocasiones, vemos esto como algo imposible. Dramatizar forma parte de nuestra vida porque mucha gente a nuestro alrededor lo hace. Parece que las grandes historias solo están llenas de lamentos y que las personas que a veces nos tildan como exitosas están siempre en tensión y atacando a otras. Que si no nos enfrentamos es señal de debilidad, cuando en realidad es señal de avidez y madurez emocional.
Distingue a quién quiere ayudarte de quién solo quiere dañarte

Las trampas mentales que a veces nosotros nos infligimos a nosotros mismos son mucho más crueles y perniciosas que todas las ofensas, agresiones y humillaciones que los demás nos hacen o intentan hacernos.

Hemos convertido el arma más distintiva de los seres humanos en una especie de perpetuador de la angustia y la confusión: el lenguaje verbal, las palabras… a veces son utilizadas como un diálogo destructivo interno, que como una capacidad para simplificar nuestra comunicación con los demás.
Las interpretaciones de lo que otros nos han hecho o dicho son infinitamente más duraderas que el tiempo real que se posaron en nuestra vida. “Tanta palabrería interna” nos aleja de la objetividad acerca de la realidad.
Por ejemplo, muchas veces aseguramos “Me han juzgado muchas veces”, “Me han mirado mal”, “Me han corregido continuamente en mi trabajo”; sin hacer un ejercicio de diferenciación y proporcionalidad.
De todas las personas que nos causaron daño… ¿Cuántas estaban realmente haciéndoselo a ellas mismas?, ¿significan algo hoy en nuestra vida?, ¿realmente nos han impedido totalmente que podamos cumplir nuestros sueños?
Si respondes esas preguntas te darás cuenta de que en la mayoría de las ocasiones has interiorizado tanto esa ofensa (quizás tu excesivo ego lo ha propiciado), que has multiplicado por mil el daño real que te causaron.
Deja de hacer aprecio a lo que un día causó tu desprecio. Saca conclusiones generales, analiza en qué fallaste en todas esas ocasiones y en qué fallaron los demás, qué guardan en común todas esas personas para que te doliese tanto su ofensa.

A veces, ese análisis arroja los ambientes que debes evitar… y en otras ocasiones, qué debes de mejorar de ti mismo para que seas tú y no lo negativo que te rodea lo que habita en tu interior. Uno no puede dar nada nuevo y bueno, si todo lo que tiene dentro es viejo y está resentido.





AMOR SECRETO







Nadie conoce mi amor secreto:
no lo conoce ni quien lo inspira;
y es tan humilde que a nada aspira,
pues su constancia no tiene objeto.

Mi amor se escuda tras mi respeto;
respiro el aire que ella respira,
y ella me habla y ella me mira,
sin que descubra mi amor discreto.

Porque, entre el coro de la alabanza
que se prolonga sobre su huella,
mi amor suspira sin esperanza;

y tanto ignora mis sueños vanos,
que si estos versos van a sus manos,
tal vez pregunte: "¿Quién será ella?"




Félix Arvers

martes, 24 de noviembre de 2015

Vivir.......



Enamorarse
reír hasta que te duela
una ducha caliente
un mensaje
una llamada
los viajes en auto
tener un bonito sueño
ganar un desafió
disfrutar tu música preferida
montar un buen caballo
sentir la brisa en tus mejillas
tomar de la mano a alguien que amas
oír las risas de tus hijos
encontrarse un viejo conocido
bailar hasta el cansancio
decirle te amo a esa persona que llevas en tu corazón
hacer una broma
ver amanecer
hacer un regalo
escuchar de manera casual a alguien decir algo bonito sobre ti
eso se llama ViViR

Copiado del muro de .. Nora Vasco... 











,

martes, 13 de octubre de 2015

MUJER EN UN BAÑO PUBLICO


"El gran secreto de todas las mujeres respecto a los baños es que de chiquitita tu madre te llevaba al baño, te enseñaba a limpiar la tabla del inodoro con papel higiénico y luego ponía tiras de papel cuidadosamente en el perímetro de la taza. Finalmente te instruía: 'Nunca, nunca pero nunca te sientes en un baño público' Y luego te mostraba 'la posición ninja' que consiste en balancearte sobre el inodoro en una posición de sentarse sin que tu cuerpo haga contacto con la taza.

'La Posición' es una de las primeras lecciones de vida de una niña, súper importante y necesaria, nos ha de acompañar durante el resto de nuestras vidas. Pero aún hoy en nuestros años adultos,'la posición' es dolorosamente difícil de mantener cuando tu vejiga está a punto de reventar. 
Cuando TIENES que ir a un baño público, te encuentras con una cola de mujeres que te hace pensar que dentro estan regalando penes. Así que te resignas a esperar, sonriendo como pelotuda a las demás mujeres que también están discretamente cruzando piernas y brazos en la posición oficial de'me estoy 'meandooooooooo!Finalmente te toca a ti, si no llega la típica mamá con 'la nenita que no se puede aguantar más'.Entonces verificas cada puerta por debajo para ver si no hay piernas.Todos están ocupados. Finalmente uno se abre y te lanzas casi tirando a la persona que va saliendo. 



Entras y te das cuenta de que el putisimo picaporte no funciona (nunca funciona);no importa... Cuelgas el bolso del gancho que hay en la puerta, y si no hay gancho (nunca hay gancho), inspeccionas la zona, el suelo esta lleno de líquidos indefinidos y no te atreves a dejarlo ahí,así que te lo cuelgas del cuello mientras miras como se balancea debajo tuyo, sin contar que te desnuca la correa, porque el bolso está lleno de cositas que fuiste metiendo dentro, la mayoría de las cuales no usas, pero que las tienes por si acaso...Pero volviendo a la puerta... Como no tenía picaporte, la única opción es sostenerla con una mano, mientras que con la otra de un tirón te bajas los pantalones y te pones en 'la posición ninja'... Alivio...... AAhhhhhh.... por fin... 
Ahí es cuando tus muslos empiezan a temblar.... Porque estás suspendida en el aire, con las piernas flexionadas, los calzones cortándote la circulación de los muslos, el brazo extendido haciendo fuerza contra la puerta y un bolso de 5 kgcolgando de tu cuello.Te encantaría sentarte, pero no tuviste tiempo de limpiar la taza ni la cubriste con papel, interiormente crees que no pasaría nada pero la voz de tu madre retumba en tu cabeza 'jamás te sientes en un inodoro público!!', así que te quedas en 'la posición' con el tembleque de piernas... Y por un fallo de cálculo en las distancias una salpicada finíííííísima del chorro te salpica en tu propio culo y te moja hasta las medias!!! 
Con suerte no te mojas tus propios zapatos, y es que adoptar 'la posición' requiere una gran concentración.Para alejar de tu mente esa desgracia, buscas el rollo de papel higiénico pero, no hayyyyyy...! 
El rollo esta vacío...! (siempre) Entonces suplicas al cielo que entre los 5 kilos de cachivaches que llevas en el bolso haya un miserable pañuelito descartable... pero para buscar en tu bolso tienes que soltar la puerta, dudas un momento, pero no hay más remedio....... Y en cuanto la sueltas, alguien la empuja y tienes que frenar con un movimiento rápido y brusco, mientras gritas OCUPAAADOOOO!!!Ahí das por hecho que todas las que esperan en el exterior escucharon tu mensaje y ya puedes soltar la puerta sin miedo, nadie intentará abrirla de nuevo (en eso las mujeres nos respetamos mucho)Sin contar el garrón del portazo, el desnuque con la correa del bolso, el sudor que corre por tu frente, la salpicada del chorro en las piernas... el recuerdo de tu mamá, que estaría avergonzadísima si te viera así... porque su culo nunca tocó el asiento de un baño público, porque francamente, 'tú no sabes qué enfermedades podrías agarrarte ahí'.... 
estás exhausta, cuando te paras ya no sientes las piernas, te acomodas la ropa rapidísimo y tiras la cadena tratando de tocarla lo menos posible, por si las enfermedades... Entonces vas al lavabo.Todo esta lleno de agua así que no puedes soltar el bolso ni un segundo, te lo cuelgas al hombro, no sabes cómo funciona el grifo con lossensores automáticos, así que tocas hasta que sale un chorrito de agua fresca, y consigues jabón (si es que lo hay), te lavas en una posición de jorobado de Notredame para que no se resbale el bolso y quede debajo del chorro...
El secador no lo usas, es un trasto inútil así que terminas secándote las manos en tus pantalones, porque no piensas gastar tus pañuelos descartables para eso y sales...En este momento ves a tu chico que entró y salió del baño de hombres y encima le quedó tiempo de sobra para leer un libro de Borges mientras te esperaba.'¿Por qué tardaste tanto?'' te pregunta él ya aburrido.'Había mucha cola' te limitas a decir. 
Y esta es la razón por la que las mujeres vamos en grupo al baño, por solidaridad, ya que una te aguanta el bolso y el abrigo, la otra te sujeta la puerta, otra te pasa el pañuelitos por debajo de la puerta y así es mucho más sencillo y rápido ya que uno sólo tiene que concentrarse en mantener 'la posición' y la dignidad..."

jueves, 24 de septiembre de 2015

12 Secretos del Tiempo





1) Encuentra tiempo para trabajar - es el precio del éxito.
2) Encuentra el tiempo para reflexionar - es la fuente de la fuerza.
3) Encuentra el tiempo para jugar - es el secreto de la juventud.
4) Encuentra el tiempo para leer - es la base del conocimiento.
 5) Encuentra el tiempo para la religión - es el camino de la piedad.
6) Encuentra el tiempo para la amistad - es una fuente de felicidad.
 7) Encuentra el tiempo para el amor - es el don sagrado de la vida.
8) Encuentra el tiempo para soñar - es la única manera de que tu alma llegue a las estrellas.
9) Encuentra el tiempo para reír – esto te ayudará vencer las dificultades de la vida.
10) Encuentra el tiempo para la belleza – porque la belleza está en todas partes.
11) Encuentra el tiempo para la salud - es el único tesoro de la vida.
12) Encuentra el tiempo para planificar - es el secreto de cómo encontrar el tiempo para los 11 “secretos” anteriores.




DIFERENCIA....





¿Cuál es la diferencia entre "me gusta" y "quiero"?
- Cuando te gusta una flor, la arrancas.

Pero si quieres la flor, la riegas todos los días.





PREJUICIOS.........






Una parábola corta y divertida sobre los prejuicios y la comprensión mutua:
Un afinador del piano afina el instrumento en la sala de un centro psiquiátrico. En la habitación entra un hombre y sin decir nada enciende el televisor.
El televisor encendido impide al afinador hacer su trabajo, pero el decidió no discutir, sino simplemente se ha acercado al televisor y lo ha apagado sin decir nada. El hombre mira al afinador y luego enciende el televisor.
Esto se repite varias veces. El primero ha rendido el afinador y ha dicho: - Mira, estoy tratando de afinar el piano y para eso necesito silencio.
Entonces el hombre se ha echado a a reír y ha dicho: - Yo soy maestro de televisión, y he venido aqui para reparar el televisor. Pensaba que estabas loco y sólo tocabas las teclas.


martes, 15 de septiembre de 2015

15 ERRORES COMUNES CUANDO INICIAS EN EL BDSM



Error 1. 
Apresurarse y aceptar un Amo(a) cualquiera.





Si vas comenzando en el BDSM no aceptes a cualquiera que se autodenomine ‘Amo’ solo por que te diga que lo es. Date tiempo de conocer diferentes personas antes de entrar en una relación. Elige, no te conformes con lo primero que llegue.


Error 2. 
No conocer las necesidades propias




Al entrar al BDSM las fantasías pueden ser muchas, pero una cosa es la fantasía y otra cosa lo que necesitas. Conócete primero, ¿que cosas definitivamente no podrían faltar en tu relación BDSM?


Error 3. No poner límites.




Es un error muy común y peligroso no tener límites claros o dejarlos en manos de tu compañero de juego. Hay cosas que puede que no conozcas y te gustaría probar, pero la mayoría tenemos límites duros que definitivamente deben ser claros.

Si no conoces de prácticas, auxíliate con una playlist.


Error 4. No tener un “ajuar” propio



Muchos sumis no tienen juguetes propios porque piensan que es obligación del amo proveerlos. La realidad es que es recomendable que cada quien tenga sus juguetes, sobre todo aquellos que tienen que ver con fluidos corporales como pueden ser dildos y plugs. No querrás que te metan un juguete que ha estado en otros recovecos ¿o si?


Error 5. Confundir el BDSM con machismo, misoginia y misandria




El BDSM no tiene que ver con ninguno de estos términos. El BDSM es una práctica consensuada que “juegan” dos adultos responsables, maduros y en igualdad de circunstancias.


El intercambio erótico del poder es por acuerdo, jamás por imposición.


Error 6. Decir sí a todo




Ser sumiso no te obliga a aceptar todo. Los acuerdos son la base de las relaciones BDSM y los estos siempre se pueden modificar y, sí, también los amos pueden decir “no” en cualquier momento.


Error 7. No investigar, no aprender, creerse producto terminado




Cada práctica BDSM tiene sus reglas de seguridad y sus métodos. Mientras más informado estés más seguridad tendrás y podrás dar también. En el BDSM, como en todo, nunca se termina de aprender.


Error 8. Quererse comer el BDSM en la primera sesión




La primera sesión puede ser la puerta para un mundo excitante y placentero, a veces es mejor planear la sesión con pocas o solo una práctica, en lugar de querer meter 40 en un par de horas. Después de todo recién estas comenzando a conocerte, ¡hay mucho tiempo!


Error 9. Creer que por que una vez lo hiciste bien siempre saldrá todo bien




Todas las sesiones son diferentes, las circunstancias cambian e incluso el cuerpo esta mas receptivo en algunas ocasiones. Lo que hoy pudo sentirse bien, mañana podría ser que no, no te confíes.


Error 10. Perderse en el rol




El rol puede ser parte de tu personalidad, pero es poco común que sea tu persona.

El ser sumiso o dominante en la cama o con tu pareja de juego no significa que tengas que ser así en la vida diaria.


Error 11. Autodenominarse Switch cuando no sabes cual es tu rol




El ser switch es un rol dentro del BDSM que no tiene que ver con una persona que apenas va comenzando y aprendiendo.

Las personas switch disfrutan ambos roles y que se educan en ellos. Si vas comenzando y no sabes si eres sumiso, dominante o switch, simplemente puedes denominarte como explorador.


Error 12. Enamorarte





Es un error cuando la pareja de juego claramente te dijo que NO pretende formar una relación de pareja contigo y aunque te ha demostrado que habla en serio tu sigues en la relación esperando que cambie.


Error 13. Aceptar dolor cuando no lo deseas






Las prácticas BDSM no necesariamente implican dolor. Así que si no te gusta no tienes por que aceptarlo.


Error 14. Evitar asistir a grupos y comunidades reales por miedo




Si, lo se, da miedo. Pero la verdad es que es un excelente medio para conocer personas afines y sobre todo aprender.

Busca grupos que se reúnan en lugares públicos para que no corras peligro.

Calabozo MX por ejemplo, se reúne en un centro cultural en donde hay cafetería, galerías y teatros.


Error 15. Tener sexo sin protección




El mundo BDSM no esta exento de enfermedades. Protégete y si así lo decides exige condón e inclusive exámenes médicos.


ARTICULO TOMADO DE: http://www.bdsmrevista.com/2015/05/07/15-errores-comunes-cuando-inicias-en-el-bdsm/
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...